¡Dejamos atrás un año que no olvidaremos y damos la bienvenida a 2021!


Parecía que este momento del año no iba a llegar. Nunca habíamos tenido tantas ganas de pasar página del calendario, de empezar un año nuevo y de cerrar una etapa complicada como la que hemos vivido. 2020 aparecerá en todos los libros de historia, pero también habrá impactado de forma muy significativa en nuestras propias vidas. Marcados por el estallido de la pandemia y las limitaciones en el día a día, estos últimos meses han sido un arduo periodo. Pero parece que lo peor podría estar llegando a su fin y, en general, miramos a 2021 con la esperanza depositada en las vacunas.

Antes de la llegada de la pandemia, en GFT ya habíamos apostado por el teletrabajo gracias a nuestros programa Working from Home que, como os comentamos el año pasado, era todo un éxito. Pero, llegó el momento del confinamiento total en marzo y, en sólo 24 horas, fuimos capaces de tener al 100% de nuestro equipo a salvo en casa y a pleno rendimiento. Seguro que nuestros planes previos de implantación gradual del teletrabajo nos ayudaron mucho pero, no podemos quitarle ningún mérito a todos los que trabajaron aquellos difíciles días para hacerlo realidad en tan poco tiempo y para toda la plantilla.

También estamos muy orgullosos del esfuerzo realizado por nuestro equipo para seguir dando lo mejor a nivel profesional desde sus domicilios y compaginándolo con su vida familiar. Teníamos mucha confianza en todos, pero estos meses fueron la prueba final. Estamos seguros que no habrá sido fácil en algunos momentos, pero lo hemos conseguido. De hecho, nueve meses más tarde del cierre de nuestros centros de trabajo, seguimos apostando por el teletrabajo porque, lamentablemente, el riesgo no ha desaparecido y también por la jornada flexible para ayudar a nuestros profesionales con la conciliación. Y no queremos que nuestros empleados se sientan solos y, para ello, hemos puesto en marcha iniciativas como #yomequedoencasa o los cafés virtuales ofreciendo nuevos espacios de interacción. También hemos aumentado nuestros Webinars internos para seguir intercambiando conocimientos y experiencias de forma digital mientras no podemos hacerlo físicamente.

En tan sólo unos meses, hemos aprendido muchas más cosas respecto a la digitalización de nuestro trabajo que en años. Ahora toca quedarnos con las útiles y buenas prácticas e incorporarlas en el día a día. Para ello, hemos desarrollado el programa Back to the future y los proyectos digitalfirst que estamos seguros nos van a permitir colocarnos en una situación de liderazgo y afrontar con éxito todos los retos que trae esta nueva realidad.

 

Estrategia clave para reducir el impacto de la COVID-19

Dejamos de lado la parte interna de GFT para pasar a hablar de nuestro negocio. Como la de la mayoría de las empresas, aquí también hemos notado estos meses la desaceleración por la crisis de la pandemia, ya que algunos de nuestros clientes necesitaban adecuarse a la nueva realidad. Aunque dada la difícil situación que ha atravesado todo el sector, no mentimos al decir que no hemos salido tan mal parados.

Nuestra estrategia ha sido clave para reducir este impacto. Este año hemos aprovechado al máximo nuestra experiencia para lanzar una oferta de servicios enfocada a ayudar a las empresas a digitalizar su negocio. En este sentido, también hemos seguido ampliado a otros sectores como el industrial que presenta unas grandes perspectivas de crecimiento gracias a la necesidad de migración al cloud y de conectividad de la operativa con IoT. Precisamente, este año hemos conseguido un importante proyecto con una compañía financiera de automoción. También hemos desembarcado en el sector retail, uno de los que tiene más necesidades de digitalización en estos momentos de restricciones y limitaciones de interacciones, y para el que hemos diseñado una oferta específica de servicios lanzada en nuestra última campaña.

Otra parte fundamental de nuestro éxito es que hemos seguido tejiendo alianzas y acuerdos de colaboración con empresas que aportan valor añadido a nuestras propuestas, como Amazon Web Services (AWS), Google Cloud Platform (GCP), Microsot Azure o Thought Machine, entre otros. Algunos partners, dado su gran tamaño, nos ayudan a abrir puertas mientras que, con los más pequeños, nos convertimos en altavoces de sus servicios diferenciales. De hecho, una de nuestras máximas sigue siendo “big enough to deliver, small enough to care (of the clients)”. Nuestro tamaño nos ayuda a ello ya que contamos con un equipo no muy grande (aproximadamente 5.000 profesionales en todo el mundo) pero con presencia en 15 países.

En el sector seguros, hemos seguido afianzando nuestro posicionamiento en España como integradores de Guidewire. En este sentido, el reconocimiento recibido este año de Everest Group ha servido para ratificar nuestra estrategia.

 

Nuestros retos y objetivos para 2021

¿Cómo planteamos el próximo año? Por un lado, seguimos apostando por una de nuestras herramientas más potentes: el LAB, donde conseguimos tangibilizar nuestras iniciativas a través de la co-creación. Se ha convertido en todo un showroom para ver y tocar la verdadera innovación tecnológica y, durante 2021, queremos aumentar en un 40% su espacio y crear un área exclusiva para el sector industrial.

Por otro lado, queremos convertir a GFT España en un hub de mantenimiento avanzado de aplicaciones como servicio, a la vez que seguiremos siendo un centro de desarrollo nearshore para clientes europeos, no sólo del sector financiero sino también del industrial donde estamos convencidos que vamos a crecer de forma significativa durante los próximos meses. También queremos seguir incrementando nuestro negocio en el ámbito asegurador durante los próximos meses, en especial con operaciones conectadas a IoT, migración cloud y soluciones digitales.

En definitiva, en GFT estamos preparados y bien posicionados para afrontar la llegada de 2021. Con toda seguridad, tendremos grandes retos por delante, pero, visto cómo hemos sido capaces de afrontarlos este complicado año, no tenemos ninguna duda que saldremos victoriosos y que conseguiremos seguir afianzando nuestro liderazgo. Gracias a todos los que formáis esta gran familia por vuestro esfuerzo y a todos los clientes y colaboradores por seguir depositando vuestra confianza en nosotros. Aunque no hayamos podido vernos este año, cuidémonos para poder vernos en el futuro y brindar juntos. ¡Felices fiestas!