Cómo convertirse en puente entre las fintechs y las entidades financieras


En un entorno disruptivo donde los cambios y avances de los mercados y de la tecnología son trepidantes, las entidades financieras deberían cambiar radicalmente su mentalidad para adaptarse a las necesidades del consumidor, integrando la digitalización en su ADN. Para ello, es imprescindible innovar pero, la innovación en solitario es imposible. Para poder realmente innovar con rapidez y a escala, es necesario contar con un equipo adecuado, formado tanto por talento interno como de fuera de la compañía. Con el objetivo de hacer de puente entre instituciones financieras y fintechs en GFT hemos creado un Laboratorio de Innovación Digital (LAB).

El LAB es un centro que fomenta la innovación a través de la co-creación para orientar a los clientes sobre el futuro digital en los servicios financieros. Adoptando las últimas tendencias tecnológicas e investigando sobre los nuevos hábitos y comportamientos sociales que derivan de ellas, en el LAB desarrollamos nuevos conceptos actuando como plataforma de interacción entre las fintechs y las entidades financieras. Para ello, hemos apostado por crear espacios abiertos tanto a nuestros clientes como a otras empresas del sector ya consolidadas y startups tecnológicas donde, de forma conjunta y colaborativa, se puedan plantear los retos y los desafíos de la digitalización de la banca. De esta forma, se crean las mejores soluciones para que las entidades financieras ofrezcan en todo momento a sus clientes nuevas y mejores experiencias bancarias, adaptándose así a la gran revolución que está viviendo el sector financiero internacional. Por su parte, para las startups, se trata de una oportunidad magnífica ya que así pueden llegar a clientes poco accesibles para ellas o incluso internacionalizar su negocio.

Los orígenes de nuestro LAB

Como compañía tecnológica especializada en el sector financiero, en GFT llevamos muchos años afrontando los retos de los bancos y las aseguradoras, planteándonos las necesidades del sector en cada momento y, sobre todo, los obstáculos que se han ido presentando a lo largo del proceso. Así, en 2014 nació el primer Laboratorio de Innovación Digital de GFT bajo el paraguas del Applied Technologies Group de la empresa. Este equipo, con sede en Sant Cugat (Barcelona) -pero también con miembros en ciudades como Stuttgart, Londres y Sao Paolo- constituye el centro de innovación de la compañía y, por ello, el primer Laboratorio de Banca Digital, embrión del actual LAB.

Oficialmente, este primer LAB de GFT se dio a conocer por primera vez durante la feria tecnológica CeBIT 2015 en Hannover (Alemania). Allí, presentamos las nuevas formas de interacción entre el cliente y el banco, basadas en conceptos innovadores y disruptivos de nuestra compañía, como por ejemplo revolucionarios modelos de pago móvil o la gestión personalizada de cuentas basada en el perfil y las necesidades individuales de cada cliente. A partir de aquí se ha exportado el concepto a otras tres sedes de la compañía.

Actualmente, el LAB cuenta con un equipo multidisciplinar de 30 profesionales de diferentes perfiles – tecnología, negocio, ciencia y humanidades- que aportan sus conocimientos y su punto de vista diferente para construir juntos una visión revolucionaria del futuro financiero. El equipo trabaja con startups y, sobretodo, fintechs para introducir nuevas experiencias basadas en innovación tecnológica, pero también con bancos y otros clientes, que aportan su know how y sus necesidades. Gracias a la interacción y la colaboración continua se van moldeando los servicios financieros del futuro, logrando que el LAB sea un referente de innovación abierta para el sector financiero.

Servicios del LAB

El LAB de GFT está estructurado en dos partes interconectadas. La primera consta de varios espacios físicos que reproducen y simulan entornos cotidianos para poner en un contexto lo más fiel posible a la realidad, siguiendo un concepto de “Living Lab”. El primero es una tienda donde se diseñan experiencias de compra omnicanal que combinan la parte digital con la física y se implementan otras tecnologías como sensores y terminales de pago móvil. Gracias a todo ello, se puede ofrecer un servicio más rápido y personalizado, disminuyendo el tiempo de espera y evitando así que los clientes frustrados puedan marcharse a la competencia. En la reproducción de una oficina bancaria ofrecemos un ejemplo de lo que podría ser el futuro de las sucursales de los bancos incluyendo tecnologías Big Data o Inteligencia Artificial, entre otros. En el espacio que simula un hogar, mostramos cómo integrar las transacciones mediante el móvil y, también, las ventajas de integrar Internet de las Cosas en el propio domicilio. Por último, también contamos con un auditorio para eventos, conferencias, charlas, etc.

La segunda parte consiste en un espacio de co-creación para que los innovadores tecnológicos, los visionarios de negocio y los clientes puedan trabajar conjuntamente para dar un paso más en la innovación y convertirla en realidad gracias a la introducción de nuevas soluciones tecnológicas o de modelos de negocio disruptivos.

Así, el equipo de innovación de GFT lleva al LAB nuevas tecnologías, dispositivos y modelos de negocio en constante evolución para ofrecer una experiencia satisfactoria a los clientes en el sector de los servicios financieros, sin perder de vista el entorno y el contexto determinado por ellos mismos. Como resultado, desde GFT somos capaces de presentar nuevas experiencias que son tangibles para los clientes mediante prototipos. ¿Te interesa colaborar en nuestro LAB? Te esperamos.