GFT presenta en CeBIT soluciones inteligentes para la gestión financiera


A casi una de cada tres personas le gustaría que su banco le ofreciera servicios innovadores que le hicieran la vida más fácil (fuente: estudio de YouGov). GFT presenta en Hannover unos servicios digitales que consiguen crear una nueva experiencia bancaria y que van desde la gestión financiera inteligente hasta la optimización automática de cuentas (CODE_n pabellón 16, stand D30).

Al sector bancario le cuesta mucho adaptarse a nuevas ideas de negocio pero tecnologías como Big Data o “Internet de las cosas” permiten nuevos servicios que ofrecen al cliente un mayor valor añadido. GFT muestra cómo las operaciones financieras cotidianas resultan mucho más cómodas con el uso de tecnologías inteligentes, y lo hace dentro del marco de su laboratorio de Banca Digital, con un software de semántica autodidacta, desarrollado por la empresa Alemana Gini, que puede reconocer el contenido de documentos. Dicho contenido se fotografía con la cámara del smartphone y luego se procesa directamente. De este modo, y sin esfuerzo alguno, se agrupan los recibos, se ordenan los gastos o se deducen los costes de viajes, entre otros, sin importar si la documentación digitalizada está disponible en formato de correo electrónico, PDF o Word. El envío de transferencias , que hacen perder tanto tiempo, también han pasado a la historia: ahora los clientes sólo tienen que fotografiar sus facturas y la aplicación bancaria de GFT filtra los datos relevantes de la fotografía y prepara la orden de transferencia de pago.

LAB
Laboratorio de Banca Digital de GFT en CeBIT

Los bancos, además de ayudar a sus clientes a realizar muchas de sus operaciones financieras desde casa, pueden ofrecerles mucho más.

Con la optimización automática de cuentas, el banco reconoce, mediante un análisis de datos inteligente, si el cliente va a incurrir en un descubierto de su cuenta corriente, y puede ofrecerle alternativas a tiempo para que no tenga que pagar unos altos intereses, como la transferencia desde una cuenta de ahorros o un crédito a bajo interés. Con este servicio el banco demuestra que está cada vez más cerca del cliente. La optimización de cuentas es, asimismo, un elemento clave de la gestión financiera personal: permite al cliente gestionar varias cuentas a la vez y tener sus finanzas siempre controladas, incluso cuando está de viaje, desde un smartphone o una tableta.